29 de junio de 2022
“UABC

Comunicación, educación e interculturalidad en la frontera México-EE.UU.

Por: Hugo Méndez Fierros*

La escuela primaria Netzahualcóyotl de Mexicali, Baja California, es un espacio educativo multicultural. Enclavada en el antiguo barrio de Pueblo Nuevo, fue fundada en 1919 y nunca ha cambiado de lugar. Eso la hace única en el concierto de las primarias públicas. Suma una larga historia de 103 años en la formación de niñas y niños, actualmente mantiene un modelo educativo que incluye clases de inglés, francés, computación, además de las materias comunes.

La doctora Teresita de Jesús Ruiz Botello, desde hace 13 años dirige esta primaria. Hay varios factores que distinguen a este centro educativo, por un lado, la zona geográfica contigua a “la línea” y al centro de la ciudad, la ha colocado históricamente como una opción para estudiantes provenientes de China. Antes del terremoto del año 2010, alrededor de 120 niñas y niños de origen asiático avecindados en los condominios Monte Albán, asistían a la primaria Netzahualcóyotl.

Hoy la mayor cantidad de estudiantes en condición migratoria transnacional provienen de Haití. O bien, de Chile y Brasil, aunque son hijas e hijos de personas haitianas. Con 40 niñas y niños matriculados, la primaria Netzahualcóyotl es el centro educativo que más estudiantes en condición de movilidad transnacional tiene actualmente en esta ciudad.

Otro de los factores que destaca la Dra. Ruiz Botello, es la apertura y el carácter inclusivo que define su gestión administrativa. En esta escuela las niñas y niños migrantes son bien recibidos. La discriminación no es tolerada. La integración cultural es una prioridad. La impartición de varios idiomas se ha convertido en uno de los pilares de la educación promovida en la Netzahualcóyotl. Hay una marcada orientación hacia la educación intercultural.

David Coulby, plantea que “La interculturalidad no es una materia a la que se le pueda dar un horario junto a todas las demás, ni es propia de una sola fase de la educación. La interculturalidad es un tema central que impacta el proceso de enseñanza-aprendizaje en todas las áreas científicas […] Del mismo modo, es tan vital en la universidad como en el jardín de niños. Si la educación no es intercultural, probablemente no sea educación, sino más bien la inculcación del fundamentalismo nacionalista o religioso […] El teórico intercultural debe ser capaz de basarse en una variedad de historias, contextos y prácticas y poner uno al lado del otro para facilitar la comprensión y, potencialmente, desarrollo”.

A partir de este mes esta escuela contará con conectividad a Internet. Fue una gestión ardua, pero, finalmente se ha concretado. Esto es muy importante porque las niñas y niños provenientes de Haití, Chile y Brasil, que hablan portugués, inglés o criollo, han generado estrategias de comunicación con sus profesores utilizando dispositivos digitales y usan la aplicación de Google traductor. La tarea será más sencilla. Todos los estudiantes usan de manera eficiente sus teléfonos celulares y mini tabletas.

Aunque la barrera del idioma está presente, la directora Teresita de Jesús Ruiz, me comenta que los grupos de estudiantes utilizan otros lenguajes para acercarse e interactuar. Las niñas, por ejemplo, utilizan a la gastronomía como puente intercultural. Durante el recreo se reúnen algunas de ellas provenientes de otros estados de nuestro país que también viven en condición de movilidad interna, con estudiantes haitianas, venezolanas o chinas y comparten “el lonche” traído de casa. En el caso de los niños, el juego se ha convertido en el lenguaje que más se utiliza. El fútbol representa un espacio de socialización importante.

La interculturalidad representa un enorme reto para el sistema educativo estatal. Poco o nada se ha consolidado en términos de políticas públicas educativas impulsadas por el Estado, en esta entidad.

Aunque la población migrante viva a la espera de resoluciones administrativas y por lo mismo, puede dejar este territorio fronterizo de la noche a la mañana; un día, una semana o unos cuantos meses en un aula y en un entorno de juego, pueden significar un gran cambio en la vida de niñas y niños migrantes. Y por ello, vale mucho la encomiable labor que realizan en equipo, profesoras, profesores y directivas en la escuela primaria Netzahualcóyotl del barrio de Pueblo Nuevo, en esta frontera.

*[No. 79/2022]. El autor de esta publicación es profesor en la Facultad de Ciencias Humanas de la UABC. Miembro del Sistema Nacional de Investigadores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Secured By miniOrange